La OIM, UNICEF y el Municipio de San Pablo facilitan el aprendizaje a distancia para niños refugiados y migrantes en Brasil


Friday, June 26, 2020

Brasilia – Casi 4.000 niños migrantes y refugiados de hasta ocho años que están inscriptos en el Sistema Educativo Municipal de San Pablo han comenzado a recibir los materiales educativos “Rutas de Aprendizajes” en varios idiomas. 

El objetivo es asegurar una mayor inclusión de esta población que no maneja lengua portuguesa con fluidez. “Rutas de Aprendizajes” los apuntalará durante el período de educación a distancia, debido al cierre de las escuelas como consecuencia de la pandemia de COVID-19. La mayor parte de los niños migrantes y refugiados que son beneficiarios de esta iniciativa proceden de Bolivia, Venezuela o Haití.

Tras un mapeo que se realizó para identificar la presencia de migrantes, la Secretaría de Educación Municipal (SEM) de San Pablo logró identificar cuáles eran los idiomas a los que era necesario traducir los materiales.

“En tiempos de aislamiento social, el Centro de Educación Étnico Racial (NEER, en portugués) comprende que la igualdad es un principio básico que procura paliar las necesidades educativas de niños y niñas inscriptos en el Sistema Municipal de Educación. Todos tienen este derecho. La traducción de ‘Rutas de Aprendizajes’ lo garantiza”, explicó Jussara Santos, Coordinadora de NEER.  

El material traducido al inglésfrancés y español, (a partir de los contenidos que ya estaban disponibles en portugués) servirán de apoyo a la tarea de los miembros de la familia en la rutina de aprendizaje y promoverá un integración más sostenible de esta población. La impresión y distribución se está realizando con el apoyo de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF). 

"La OIM está comprometida con la tarea de asegurar que los migrantes y los refugiados en Brasil tengan acceso a educación, facilitando su integración económica sostenible en el futuro, llegando hasta cada niño o niña y no dejando a ninguno atrás”, sostuvo el jefe de Misión de la OIM Brasil, Stéphane Rostiaux. 

“Es esencial redoblar los esfuerzos para asegurar que los niños migrantes y refugiados, además de los adolescentes, mantengan su vínculo con la escuela y sigan aprendiendo durante la pandemia. Es también esencial desarrollar estrategias para que estos estudiantes puedan volver a las aulas tan pronto como las mismas vuelvan a abrir sus puertas”, explicó la representante de UNICEF en Brasil, Florence Bauer. 

Para Edith Q., una mujer venezolana de 34 años que llegó a Brasil hace un año y que ahora vive en San Pablo, este material facilitará la vida cotidiana de la familia durante este período de aislamiento social. Su hijo de 4 años, Dylan, está inscripto en el programa municipal de educación preescolar.

"Estoy muy feliz con la posibilidad de brindar apoyo a mi hijo mientras aprende en casa. Ha sido muy difícil, pero el material en español facilita mi comprensión de los temas y puedo ayudarlo a estudiar y a responder a los cuestionarios”, explicó Edith. “Esto es muy importante para nuestra integración en Brasil. Realmente aprecio la atención y el trabajo que la OIM, UNICEF y el Gobierno de Brasil están brindando y realizando”.

San Pablo es el municipio brasileño con el mayor número de migrantes y refugiados registrados, que actualmente se calcula en más de 360.000 personas, de acuerdo con datos de la Policía Federal. Es también la segunda municipalidad de Brasil que ha recibido más venezolanos por medio del programa de “interiorización” del Gobierno Federal que lleva a los beneficiarios a ciudades que cuentan con la comodidad suficiente como para alojar a los recién llegados. Hasta ahora ha habido más de 2.400 beneficiarios.

El apoyo de la OIM para esta actividad es brindado en el marco del Proyecto “Oportunidades – Integración en Brasil”, el cual es financiado por la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID). 

 

Para más información por favor contactar a Juliana Hack en la OIM Brasil, Tel: +55 61 3771 3772, Correo electrónico: jhack@iom.int