La OIM y el ACNUR apoyan el reasentamiento de refugiados en América del Sur


Thursday, October 3, 2019

Brasilia – Representantes de los Gobiernos de Brasil, Argentina, Chile y Uruguay participaron en una mesa redonda la semana pasada (25-26/09) para evaluar el Mecanismo de Apoyo Conjunto a Países de Reasentamiento Emergentes (ERCM por su sigla en inglés) que es una iniciativa conjunta de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).

Con la participación de gobiernos, la sociedad civil y comunidades de acogida, el ERCM ha promovido en estos países el fortalecimiento de marcos legales y de procedimientos de selección, el desarrollo de capacidades de las instituciones de reasentamiento y el establecimiento de nuevas formas de financiamiento para estas importantes soluciones duraderas que tienen como destinatarios a los refugiados de todo el mundo.

Los países miembros del ERCM con el apoyo de la OIM, del ACNUR y de sus donantes, están consolidando sus procesos de reasentamiento por medio del mejoramiento de las estructuras locales y nacionales de recepción e integración, y a la vez haciendo contribuciones a las comunidades de acogida.

“El reasentamiento es una importante herramienta de protección. Por eso es que trabajamos junto a los gobiernos, la sociedad civil y otros socios a fin de implementar varios mecanismos referidos al reasentamiento, la reubicación y los mecanismos de visado para la admisión humanitaria en varios países”, explicó el Jefe de Misión de la OIM Brasil, Stéphane Rostiaux. “En 2018 por ejemplo la OIM brindó su apoyo a cerca de 30 países en la implementación de esos mecanismos, por medio de los cuales unos 95.000 refugiados y migrantes en situación de vulnerabilidad recibieron asistencia”, agregó Rostiaux.

Los países participantes examinaron buenas prácticas e identificaron posibilidades para continuar con sus programas de reasentamiento. Durante el evento, se hicieron recomendaciones a favor de la sustentabilidad de los programas de reasentamiento y para el establecimiento de caminos de protección complementarios para los refugiados en esos países. Muchos logros fueron puestos de relieve por los participantes durante la mesa redonda.

Brasil destacó la implementación del primer programa de reasentamiento financiado con fondos públicos, el cual ha beneficiado a las familias de refugiados procedentes de Centroamérica. También ha sido posible avanzar en el desarrollo de un marco legal para el reasentamiento y activar a los gobiernos y otros socios a nivel municipal y en las comunidades de acogida.

En Argentina el ERCM ha contribuido con el fortalecimiento del marco legal y la estructuración de los procesos y guías de selección y servicios de salud por medio de la consolidación de un programa de financiación del reasentamiento comunitario y de una red de instituciones de la sociedad civil involucradas en esta modalidad de patrocinio, en especial en relación a los refugiados de Siria.

En Chile, el liderazgo y la coordinación del gobierno en la implementación de su programa de reasentamiento tuvo como principal logro la integración y autosuficiencia de los refugiados reasentados. El ERCM apoyó la selección y el transporte de las familias de refugiados y también el fortalecimiento de las estructuras nacionales y locales de recepción y reintegración.

Si bien aún no es un miembro formal del ERCM, Uruguay ha recibido apoyo del ACNUR y de la OIM para el mejoramiento de la selección de familias, los procesos de transporte y de recepción, beneficiando de ese modo a varias nacionalidades.

“El ERCM es una iniciativa que nos ha permitido desarrollar y fortalecer el reasentamiento en esta región de Suramérica. Aún queda mucho por hacer, y esperamos poder trabajar juntos para poder seguir brindando entornos internacionales de protección que sean seguros para los refugiados, en los cuales puedan acceder al ejercicio de sus derechos y volver a construir sus vidas en paz en el seno de la comunidad”, dijo el Representante del ACNUR en Brasil,  José Egas.

Durante la mesa redonda se discutieron posibles maneras de continuar con los programas de reasentamiento y se presentaron propuestas al respecto. Expandir las soluciones, por ejemplo incluyendo caminos complementarios para el reasentamiento, con el foco puesto en la responsabilidad compartida – es uno de los principales objetivos del Pacto Mundial sobre Refugiados, suscripto por Naciones Unidas en 2018.

La planificación de los próximos pasos a seguir tiene como objetivo un mayor involucramiento de diferentes instituciones que van desde los gobiernos locales, nacionales y regionales hasta la sociedad civil, los académicos y el sector privado.

Al evento concurrieron representantes de los países donantes en esta iniciativa: Estados Unidos, Portugal, Reino Unido y Suecia, al igual que otros países que brindan apoyo a iniciativas similares, como por ejemplo Canadá y la Unión Europea. También participaron en esta mesa redonda representantes del ACNUR, de la OIM, de organizaciones de la sociedad civil y de gobiernos locales.

El Mecanismo de Apoyo Conjunto a Países de Reasentamiento Emergentes es una iniciativa conjunta de tres años de duración del ACNUR y de la OIM, implementada en Argentina, Brasil y Chile para la provisión de apoyo técnico y financiero a países para el establecimiento y el fortalecimiento de programas de reasentamiento a fin de asegurar soluciones seguras para los refugiados y personas que necesitan protección.

 

Para mayor información por favor contactar a Juliana Hack, OIM Brasilia, Tel: + 55 61 3771 3772 Email: jhack@iom.int